inicio
Luis Hernández.- Vídeo: Julián Herrera - 17/08/2015
Ángel Bernal
Ángel Bernal

Un reencuentro de altura, acorde con el prestigio de De Santiago ha dado Rafael Serna firmado con aroma.

El joven andaluz se ha portado como todo un diestro al debutar en la plaza México cuando apenas suma su segunda novillada con caballos. Y lo ha hecho en grande al cortar una oreja al inundar de esencia el ruedo; la otra se la negó el juez, y por la espada se quedó sin redondear su macizo trasteo. A cada faena le ha dado una señorial interpretación: Al de De Santiago en la primera tintando artísticamente y frente al de D'Guadiana, solidez aun a costa del desatado viento refrescado por la lluvia. Al complemento, de los desantiagueros, José Zavala dibujó algunos destellos, mientras André Lagravere extravió lo torero.

Ante todo un Garfias afloró la inspiración de Rafael Serna. Se le dio suelta en tercer turno a "Capirote" y de inmediato el chamaco sevillano le aprovechó el característico son de los de Don Pepe; lo palpó desde el quite por Chicuelinas en giro de mantón, tras el quebranto de Efrén Acosta y más tarde la oportuna intervención de Diego Martínez librando a un compañero. Entonces, al tomar la muleta la llevó más allá de su mano al torear por bajo al vaivén del resorteo a compás abierto. Ya de firme ha esparcido de aroma cada ejecución al dibujar cadenciosos círculos de prodigiosas y mandonas manos ante las claras y continuas embestidas. Ese remate con el pase De pecho fue un portento al prolongarlo lentamente a dos tiempos, sus malabares en los Cambios de mano, aquel Trincherazo, los Afarolados y sobre todo, los Molinetes recreados al muslo. Para qué más giro si se encuentra en plena entonación la serena disposición. Así, tan claro se fue tras la espada causando instantáneo efecto al depositarla en la cruz ante el deleite de los aficionados que no descansaron en agitar sus pañuelos, pese a la negativa del juez en otorgar la segunda oreja. A Serna le brota lo torero por los poros.

Mentalizado en ir por la segunda se plantó de rodillas para recibir a Porta Gayola al cierraplaza de D'Guadiana. Cualquiera pensaría que el rasgo era de valentón, pero que va. Rafael supo resolver en plena querencia el quedarse corto el novillo, abriéndolo hacia su campo. Un puyazo sin enmendar instrumentó el nieto de Don Alejandro Martínez, suficiente para colocarse de perfil en ese palmo de terreno y quitar por estatuarias Tafayeras . El sello de resorteo a compás abierto apareció ahora para prolongar la dimensión de sus pases Por bajo al inicio de faena. Y no obstante el vendaval y ligera lluvia, el peso de su muleta atemperó cada embestida en su macizo toreo. A cada toro su faceta. El picor fue domeñado paulatinamente con mando e intercalado artístico. En pleno 16 de agosto, a 19 años de su desaparición no se pudo rendir mejor homenaje a Manolo Martínez con ese soberbio Martinete. Y así tirando y tirando fue eslabonando los Derechazos; no hay duda que tiene jale en los palmos de terreno y también caminándole al toro entre Firmas y Trincherillas. A qué grado habrá penetrado su toreo que casi al unísono se escuchó un "Borrala" al señalar el primer pinchazo. Ese cautivado público le obligó a dar la vuelta al ruedo tras dos viajes más en reconocimiento a una extraordinaria labor.

Quiero pensar que el André Lagravere de rodaje hasta en suelo francés le pesó la plaza en este su primer paseíllo, sólo así se explica el no haber encontrado punto de partida frente al segundo de tarjeta. Sacó toda variedad de suertes sin encausarse por una que le llevara a tomar rumbo. Habrá andado tan flojo que ni las banderillas quiso tomar. Si acaso por ahí se asomaron dos Naturales que se fueron volatizando en los viajes con la espada perdidos en el silencio. Solamente le aguantó cinco minutos de faena al corrido en el lugar de honor, más tiempo para qué si jamás se confió con la muleta y menos con la espada hasta sumar nueve desesperados viajes envueltos en el abucheo al sonar un aviso.

Mucho "Tío" resultó el abreplaza haciendo honor al nombre para Zavala, pues este joven poblano no pudo romper tan buenas cualidades que le acompañan. Esos cuatro Naturales rematados por ambos lados con De pechos no fueron suficientes. Tan fue así que el astado terminó parado ante tanta y tan buena embestida. Aplauso en homenaje al arrastrarlo tras un espadazo caído. Ya lo dice Vicente Fernández: Yo canto hasta que dejen de aplaudir. Y el de Pepe Garfias por el estilo: embiste hasta que le retiren de la cara la muleta. Eso lo reflejaron las mejillas infladas de Zavala al tragar en vez de disfrutar. Esa duda huyendo lo dijo todo. Estocada calando y, el acierto al primer golpe de descabello alcanzaron las palmas.

Esta vez el panorama lo ha estremecido la gracia torera de un empaque decidido: lo mismo artista que valiente, mostrado ante dos distintos tonos. Le ha podido al garfeño y también al guadiano.

FICHA DEL FESTEJO

Plaza México. Séptima novillada de temporada. Asistencia cercana a los 1400 espectadores. Clima fresco hasta el cuarto novillo; viento durante el quinto y algo de lluvia al aparecer el sexto. Ganaderías.-Cinco de De Santiago y uno de D'Guadiana. Arrastre lento al tercero de la tarde. Pesos: 390, 380, 370, 410, 418 y 418.

José Zavala.-Silencio y palmas.

André Lagravere.-Silencio y abucheo tras un aviso.

Rafael Serna.-Oreja con petición de otra y vuelta al ruedo.

Subalternos destacados.-Diego Martínez por su geometría al cuartear y oportuno quite a Jorge Luna.

Juez de plaza.-Jorge Ramos. Dejó una mancha al negar la segunda oreja.

 

  Votar:  
Resultado: 5 puntos5 puntos5 puntos5 puntos5 puntos   1 Voto

Próximos eventosmás eventos
Desde Hasta
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic

Email: redaccion@burladero.tv Tel. Redacción: 911 412 917 ext. 1
Email: administracion@burladero.tv Tel. Administración: 911 412 917 ext.2 Fax: 91 141 21 33
Publicidad: publicidad@burladero.tv


Prohibida la reproducción y utilización, total o parcial, de los contenidos en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización,
incluyendo su mera reproducción y/o puesta a disposición con fines comerciales, directa o indirectamente lucrativos.