inicio
Carlos Bueno - 13/12/2016

Hay recambios. En plural. Parece que nos quedamos sólo con un par de nombres cuando alguien nos pregunta sobre el futuro inmediato del escalafón de matadores: Roca Rey y López Simón. No hay duda, es la pareja de moda entre los jóvenes, los dos que más contratos firman y los que están arrastrando más público nuevo hasta las plazas. Es mérito suyo, se lo han ganado sobre el albero. Además han llegado en el instante preciso, cuando la nómina de matadores alcanza una media de edad muy superior a la de cualquier época pretérita. También es mérito de las figuras consolidadas haber permanecido en la cumbre tanto tiempo, de ellos y por supuesto del toro actual, más mastodóntico que el de antaño pero más depurado en su comportamiento. Un toro que demanda un toreo más perfecto y que, al tiempo, permite aplicar una técnica más estudiada. Sí, se torea mejor que nunca, pero de todos es sabido que el ser humano es proclive al cambio, a la probatura de lo nuevo. No lo podemos remediar. Nos hartamos pronto de lo mismo por bueno que sea y nos seduce la curiosidad, y más si de un arte tan clásico y a la vez tan cambiante se trata.

Aunque sigue tan fresco como una lechuga, Enrique Ponce lleva ya 27 temporadas doctorado, 18 El Juli, 19 Morante, 13 Manzanares, 16 Castella, 12 Perera, 14 El Fandi, 22 Padilla, 23 El Cordobés, más de una década Talavante, el mismo tiempo que David Mora… No cabe duda de que los insignes del escalafón de matadores ya no cuentan con el atractivo que confiere la novedad. Por eso decía que la hornada fresca de toreros ha aparecido en buen momento, en el oportuno. Y además con unas condiciones extraordinarias para el toreo. Que el futuro le sonría a la tauromaquia depende en gran parte de ellos. De su capacidad de innovar sin salirse de la necesaria ortodoxia que dota al toreo del valor que realmente tiene y de la rotundidad de sus triunfos. En definitiva de su potencial para magnetizar nuevos aficionados y fidelizarlos. Sí, depende de ellos y de la capacidad de visión y justicia de los empresarios que los deben anunciar.

Pero que no se conformen con dos. Hay más recambios, y muy buenos. Marginarlos sería un delito contra la tauromaquia. José Garrido, Ginés Marín, Román, Varea, Álvaro Lorenzo, Javier Jiménez, Joaquín Galdós, José Carlos Venegas, Luis David Adame, Juan del Álamo, Morenito de Aranda… unos muy nuevos, otros no tanto pero apenas vistos. Ellos y otro puñado de coletudos que se me quedan en la recámara están llamados a ocupar el cetro del toreo en poco tiempo si el organigrama taurino les da sitio, que sería lo aconsejable.

  Votar:  
Resultado: 5 puntos5 puntos5 puntos5 puntos5 puntos   2 Votos

Próximos eventosmás eventos
Desde Hasta
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic

Email: redaccion@burladero.tv Tel. Redacción: 911 412 917 ext. 1
Email: administracion@burladero.tv Tel. Administración: 911 412 917 ext.2 Fax: 91 141 21 33
Publicidad: publicidad@burladero.tv


Prohibida la reproducción y utilización, total o parcial, de los contenidos en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización,
incluyendo su mera reproducción y/o puesta a disposición con fines comerciales, directa o indirectamente lucrativos.