inicio
Tarde de toreo del bueno, de un "aún hay más" de un increíble Enrique Ponce
Germán Jiménez - 19/06/2016
Mikael Fortes
Mikael Fortes

Plaza de toros de Istres.- Última de feria con toros de Núñez del Cuvillo-Juan Pedro Domecq para Enrique Ponce como único espada.

Nada más arrancar el festejo Enrique Ponce comenzó a ponerse alto el liston ya desde su quite por chicuelinas rematado con una revolera que tuvo un aire diferente a esos que vemos día si y día también. Con la muleta llegó la magia del y toreo, lento profundo y sentido. Excelentes series en redondo y un par al natural. A la hora de la verdad una entera y descabello bastaron. Oreja. 

El segundo hizo cosas de manso en en el caballo y embestia a oleadas.  Había que hacerle las cosas por abajo desde el principio y asi empezó Ponce doblandose con el animal. Poco a poco le fue corrigiendo los defectos y como el escultor que talla una piedra consiguio contruir una faena soberbia en la que hubo naturales de esos que ponen la piel de gallina. Lo mató de pinchazo y estocada entera. Oreja. 

Ante el tercero se lució el maestro de Chiva en un quite por faroles, brindó el toro al empresario Bernard Marsella e inicio una faena cumbre. Acompañado por un coro que interpretaba la banda sonora de la película 1492 de Cristobal Colon. Ponce toreó realmente como los ángeles celestiales lo harían si es que tubiesen la capacidad de torear. La plaza puesta boca abajo se convirtió en un verdadero manicomio. Dos orejas y rabo con vuelta al ruedo al toro. 

Ante el cuarto comenzó su faena sometiendo al animal por abajo para continuar toreando con la facilidad de quien tiene el don divino de la inspiración torera. Difícilmente alguien puede torear con más temple y lentitud.  Faena inaginativa donde casa serie era diferente a la anterior y la superaba en inmensidad ante un buen toro de Núñez del Cuvillo de nombre ESPARRAGUERO cuya vida fue perdonada. Indulto dos orejas y rabo simbólicos. 

El festejo se interrumpió unos diez minutos, tiempo  para que Ponce se vistiera de smoking para salir a lidiar al quinto al que recibio de rodillas con una larga cambiada. Al principio de la faena de muleta el astado  acusaba cierta debilidad de manos.  Sin embargo el torero lo fue cuidando y entendiendo de tal manera que el animal se vino arriba y le permitió cuajar otra gran faena en la que toreó con una lentitud pasmosa. Hubo muletazos de gran temple y mano muy baja y  a la hora de matar lo hizo despacio y dejando una estocada entera de perfecta colocación e instantáneo efecto. Oreja. 

Ante el que cerró plaza Ponce llegó a superarse de nuevo a sí mismo. Faena grande donde las haya para redondear una tarde histórica. Muletazos de perfectísimo y bello trazo dibujados con una muleta que parecía manejar como un verdadero pincel y de nuevo un perfecto estoconazo. Oreja tras Aviso.

Ficha del festejo:

Enrique Ponce, oreja, orejas, dos orejas y rabo, dos orejas y rabo simbólicos tras indulto, oreja y oreja tras aviso

 

FOTOGALERÍA

  Votar:  
Resultado: 3,9 puntos3,9 puntos3,9 puntos3,9 puntos3,9 puntos   18 Votos

Próximos eventosmás eventos
Desde Hasta
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic

Email: redaccion@burladero.tv Tel. Redacción: 911 412 917 ext. 1
Email: administracion@burladero.tv Tel. Administración: 911 412 917 ext.2 Fax: 91 141 21 33
Publicidad: publicidad@burladero.tv


Prohibida la reproducción y utilización, total o parcial, de los contenidos en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización,
incluyendo su mera reproducción y/o puesta a disposición con fines comerciales, directa o indirectamente lucrativos.