inicio
Enrique Ponce corta tres orejas y sale en hombros. Juan del Álamo y Roca Rey se van de vacío.
Lucía Fuente León - 26/07/2016
Alberto Losa
Alberto Losa

La veteranía y el saber hacer de Enrique Ponce triunfaron en la tarde de hoy en el Coso de Cuatro Caminos. El valenciano arrancó tres orejas a un encierro de Miranda y Moreno bien presentado pero con toros que ofrecieron un débil juego. Juan del Álamo, en su plaza talismán, y Roca Rey, en la primera de las dos tardes que lidiará en el ciclo santanderino, poco pudieron hacer frente a sus oponentes.

Enrique Ponce desorejó al cuarto de la tarde, un toro de discutible vuelta al ruedo, al que toreó al son de La Misión después de firmar una armoniosa y elegante faena en la que se vio al valenciano torear a gusto y en comunión con su noble oponente. Notable fue el comienzo por doblones de una actuación en la que el de Chiva volvió a conectar con los tendidos, que no dudaron en ponerse en pie tras una tanda de importantes poncinas. Los dos pinchazos no fueron inconveniente para que el presidente le otorgase los dos trofeos. A la verónica saludó al abreplaza, otro noble al que desarrolló una faena de cara a los tendidos de sol. Faena con muchos tiempos esta primera en la que se metió también al tendido del 6 con una pulcra faena. Mató una estocada y paseó su primera oreja con petición de la segunda.

Con una vuelta al ruedo tras leve petición fue premiado Juan del Álamo tras pasaportar al quinto de una estocada entera. Faena larga del salmantino, que escuchó el primer aviso antes de coger la espada pero que puso todo de su parte ante un animal molesto y sin apenas recorrido. Fue por el pitón derecho, y al final de la actuación, cuando llegaron los mejores muletazos por parte del diestro de Ciudad Rodrigo, que templó y toreó despacio con la diestra antes de cerrar con manoletinas. Con una larga cambiada de rodillas recibió el torero al segundo bis, para continuar con varias chicuelinas y una revolera como remate en el saludo capotero.  Noble pero sin fuerza el de Miranda y Moreno, al que del Álamo instrumentó una faena con una buena mano izquierda en la que regaló naturales de gran trazo. Le sonó el primer aviso antes de cobrar una estocada entera tras la que apreció una tímida petición de oreja que se quedó en ovación. Se quedó en poco la actuación del salmantino, superior a sus oponentes.

También nos quedamos sin ver a Roca Rey en toda su plenitud debido al pobre juego que le ofreció su lote de esta tarde. Con verónicas a pies juntos y una revolera como remate saludó al tercero de la tarde, con el que comenzó de rodillas y desde el tercio la faena. Sin fondo ni movilidad el de Miranda y Moreno ante el que el peruano volvió a hacer alarde de su firmeza y aplomo, metiéndose entre los pitones. Lo pasaportó de un pinchazo hondo y un golpe de verduguillo y saludó una ovación. Muy aplaudido fue el inicio de faena que le planteó al sexto, alternando estatuarios con un pase cambiado por la espalda. Tampoco el soso colorado le dio ninguna opción de desplegar su tauromaquia, por lo que la afición santanderina deberá esperar al jueves para ver a la sensación del momento. En esta ocasión Andrés fue silenciado después de dos pinchazos y descabello.

Ficha del festejo:

Plaza de toros de Santander. Tercera de la Feria de Santiago con tres tercios de entrada. Toros de Miranda y Moreno, bien presentados aunque escasos de juego, el cuarto premiado con la vuelta al ruedo.

Enrique Ponce, oreja con petición y dos orejas con vuelta al ruedo al toro

Juan del Álamo, ovación tras leve petición y vuelta al ruedo tras dos avisos

Andrés Roca Rey, ovación y silencio tras aviso

Así se lo contamos TORO A TORO

FOTOGALERÍA

  Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 Votos

Próximos eventosmás eventos
Desde Hasta
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic

Email: redaccion@burladero.tv Tel. Redacción: 911 412 917 ext. 1
Email: administracion@burladero.tv Tel. Administración: 911 412 917 ext.2 Fax: 91 141 21 33
Publicidad: publicidad@burladero.tv


Prohibida la reproducción y utilización, total o parcial, de los contenidos en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización,
incluyendo su mera reproducción y/o puesta a disposición con fines comerciales, directa o indirectamente lucrativos.