inicio
Un total de nueve orejas ha cortado en la tarde de su despedida de los toros
Raquel Montero - 27/09/2014
Redacción
Redacción

Un sueño que se hace realidad. Desde muy pequeño Aníbal Ruiz soñaba el toreo, por eso se convirtío en matador de toros y después de tantos años de alternativa decide poner fin a una trayectoria profesional. Un final lleno de emotividad y de sentimientos encontrados. Sentimientos de saberse querido por su gente, su afición y los profesionales que han ido pasando a lo largo de su carrera junto a él.
Pero como en todo sueño siempre hay un factor adverso que hace que no terminen de cumplirse en plenitud los sueños. Puesto que hoy era una tarde para que los astros se hubieran conjugado y le hubieran brindado una tarde mágica a Aníbal. Pero el dios Eolo no ha querido confraternizar con los dioses del Olimpo y ha dejado una tarde marcada por el viento. Un adversario con el que ha tenido que luchar a pesar de los toros.

Aníbal Ruiz fiel a su estilo de torear hasta en el último astado que ha matado con el brindis más bonito y sentido. Brindis a su hijo, en el que le decía que su papi ya no iba a matar más toros. Aunque queda un destello de esperanzas para los aficionados puesto que no se ha cortado la coleta.

Empezaba con mucha fuerza Aníbal recibiendo con una larga cambiada a su primero, para seguir a la verónica y rematar con una media a pies juntos. Intenta el quite por chicuelinas que tiene que abreviar por la condición del astado de El Ventorillo, un toro que se vuelve reservón en la muleta, que tiene que bajarle la mano para someterlo. Complicado se ponía por el viento y la embestida que no podía descuidarse. Bajonazo y ovación.

Con su segundo no se pudo estirar con el capote. Se desmonteran Óscar Castellanos y Miguel Àngel Ramírez. Brindis para los que fueron sus antiguos 'apoderaos' José Luis Cazalla y Manolo Vázquez. Sentado en el estribo espera al de Mollalta. Los mejores muletazos de esta faena llegan al natural, donde lo aguanta y lo espera. Estocada atravesada con la que consigue las dos primeras orejas de la tarde.

Y sale el tercero de la tarde, de la ganadería de Mollalta, de nuevo vuelve a hincar las rodillas en tierra para dar una larga cambiada. Verónicas y el remate a pies juntos. Bien en la brega Félix Jesús Rodríguez. Brindis a su apoderado Ángel Lillo. Lo más bello de la faena fue el toreo al natural con la mano derecha donde se ha sentido Aníbal Ruiz. Ayudados para cerrar la faena. Pinchazo y estocada que rueda el toro sin puntilla. Oreja.

El cuarto de El Ventorillo lo lancea a la verónica a pesar de la insistente presencia del viento. Brindis muy especial para su sobrino, Diego Carrasco, que ha actuado de ayuda en muchas ocasiones. Al principio el torp se desentiende de la muleta de Aníbal Ruiz pero la sabiduría y el poder de su muñeca logran templar al toro. Estocada y descabello. Dos orejas.

Como dice el refrán; no hay quinto malo y este ejemplar de Mollalta que salió por chiqueros hizo honor al refranero español y dejó al torero de Alcázar de San Juan sentirse en el albero. Mató de pinchazo, estocada y descabello. Dos orejas.

Llegaba el turno del sexto de la tarde, que se presumía que iba a ser el último de la tarde. Al de la ganadería de El Ventorrillo le tocaba el turno. Como en toda la tarde, con el capote quedó prácticamente inédito por el dichoso viento. Ovaciòn para Ignacio Sánchez tras dejar una buena vara. En banderillas se desmonteran Félix Jesús Rodríguez y Pablo Fernández. Brindis para El Niño del Tentadero. Sentado en el estribo espera a su enemigo para sacárselo a los medios toreando de rodillas. Toreo en profundidad y derochando torería, en el que no podía faltar su desplante preferido, el puente de Aníbal. Ayudados para terminar. Pinchazo. Estocada. Descabellos. Aviso y descabello. Oreja.

Al final hubo uno más regalo del ganadero Fidel San Román. Un toro que se lo puso complicado a Aníbal. Le exigió y mucho. Pero una vez más demostró la casta y la raza que atesora. Y más después del brindis tan emotivo a su hijo. Dos pinchazos y casi entera para pasear la última oreja de su carrera.

Ficha del festejo:

Aníbal Ruiz, ovación, dos orejas, oreja, dos orejas, dos orejas, oreja y oreja en el de regalo

 

Aníbal Ruiz, ¿por qué te has ido? (Por Mercedes Gentil)

 


 

  Votar:  
Resultado: 3,8 puntos3,8 puntos3,8 puntos3,8 puntos3,8 puntos   5 Votos

Próximos eventosmás eventos
Desde Hasta
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic

Email: redaccion@burladero.tv Tel. Redacción: 911 412 917 ext. 1
Email: administracion@burladero.tv Tel. Administración: 911 412 917 ext.2 Fax: 91 141 21 33
Publicidad: publicidad@burladero.tv


Prohibida la reproducción y utilización, total o parcial, de los contenidos en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización,
incluyendo su mera reproducción y/o puesta a disposición con fines comerciales, directa o indirectamente lucrativos.