inicio
Redacción - 24/02/2017

No hay que tener mucha imaginación para atribuir al almendro el valor de los toreros.   

Cuando sigue la vegetación aterida por el frío, desnuda y aletargada en el pardo paisaje invernal, hay un árbol, de aspecto leñoso que ya siente se le abren las venas por dentro  para que la savia pueda recorrer su caligrafía.

El almendro no espera a que llegue la primavera, ni aguarda a que le salgan las hojas para proteger sus flores. Se avanza.
Es un hecho insólito, ningún otro se atreve a florecer tan pronto.

Es a mi juicio un árbol torero.

Mírenlo bien y verán que se ha vestido de luces.

Y es posible que noten que no tiene  otro afán que torear, en el último tercio, al bravo y crudo toro del invierno.

Al ensabanado veragua de nieve que llegará, en cualquier momento del día o de la noche.

Al miura con pitones de escarcha.

Al viento morucho y traidor...

El almendro, si hablara, podría decirle al melocotonero aquello de... Soy más valiente que tu, más torero..."

Ahí está el árbol, solo, hecho un jardín, paladín de coraje, dispuesto a lidiar lo que queda de invierno.

       

       

 

 

  Votar:  
Resultado: 4,9 puntos4,9 puntos4,9 puntos4,9 puntos4,9 puntos   7 Votos

Próximos eventosmás eventos
Desde Hasta
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic

Email: redaccion@burladero.tv Tel. Redacción: 911 412 917 ext. 1
Email: administracion@burladero.tv Tel. Administración: 911 412 917 ext.2 Fax: 91 141 21 33
Publicidad: publicidad@burladero.tv


Prohibida la reproducción y utilización, total o parcial, de los contenidos en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización,
incluyendo su mera reproducción y/o puesta a disposición con fines comerciales, directa o indirectamente lucrativos.