inicio
Jorge Arturo Díaz Reyes - 30/07/2015

Hay en Bogotá un revuelo político de gallinero. Se avecinan elecciones y otro gallo cantará en enero. Pero al parecer su canto, como el destinode las productivas ponedoras, continuará siendo el mismo, pues a derecha e izquierda, por convicción o conveniencia,resuena el kikirikí del actual.

Y no solo el kikirikí, también el aleteo. Cinco de los seis aspirantes a conquistar la codiciada sucesión y 29 de 35 concejales se han alineado con el programa estrella del alcalde Petro; eliminar la fiesta brava. Como sea.

Incluso atropellandola ley (916 de 2004), la Constitución, la Corte Constitucional, el Consejo de Estado, la libertad cultural, la tradición yel derecho de gentes, en aras de un socorrido animalismo.

Desafuero que ahora tratan de disfrazar, al estilo Pilatos, con una consulta popular antitaurina, en este caso multimillonaria, cuyo costo la Registraduría General de la Nación ha estimando en $35.000 millones de pesos (unos11 millones de Euros) del erario público. Caro y vano intento.

Bajo esa traída pregunta “democrática” les asoma la espuela del autoritarismo. Pues la idea implícita de que la mayoría es omnímoda, da paso a otras preguntas: ¿Tras cual minoría podrían lanzar después el populacho? ¿Judíos, palestinos, negros, homosexuales, discrepantes, minusválidos...?

En la vieja Roma una mezcla de pasión animal y absolutismo hizo cónsul a un caballo. Tal como están las cosas, quizás a la capital no le fuera peor con uno en la alcaldía.

  Votar:  
Resultado: 3,8 puntos3,8 puntos3,8 puntos3,8 puntos3,8 puntos   5 Votos

Próximos eventosmás eventos
Desde Hasta
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic

Email: redaccion@burladero.tv Tel. Redacción: 911 412 917 ext. 1
Email: administracion@burladero.tv Tel. Administración: 911 412 917 ext.2 Fax: 91 141 21 33
Publicidad: publicidad@burladero.tv


Prohibida la reproducción y utilización, total o parcial, de los contenidos en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización,
incluyendo su mera reproducción y/o puesta a disposición con fines comerciales, directa o indirectamente lucrativos.