inicio
Paco March - 27/11/2015

En 1994 se publicó (en francés) “Toro!,” libro que recogía la correspondencia entre Jacques Durand y Luis Francisco Esplá.

Durand es francés y periodista y entre 1987 y 2012 responsable de la sección “Tauromaquia” del diario francés Liberatión .Esplá, ya saben, matador de toros con 34 años de alternativa ininterrumpidos, entre 1976 y 2010, en el que en su Alicante natal hizo así…y fuese.

Traigo aquí ese libro, esa conversación postal entre ambos, francés y español, porque me sirve de ejemplo para resaltar la querencia de Esplá con Francia, y viceversa.

El toreo mediterráneo, sabio y docente (sí, porque lo explicaba durante la lidia) de Esplá siempre encontró especial eco más allá de los Pirineos, quizás porque allí la Fiesta, lo que ocurre en el ruedo, se ve y vive de otra manera, muchas veces desde parámetros en los que la razón le puede a la pasión. Tal vez, en ocasiones, la sacralización de la liturgia (la suerte de varas tiene, en las plazas francesas, rango principal) juegue, si no en su contra, sí un papel preminente que impide o mitiga lo puramente emocional, expresado, por ejemplo, en ese ole u olé que allí tan raras veces se escucha, pero resulta innegable que para el aficionado francés el torero mantiene un rango de héroe que en España se ha diluido progresivamente. Bastaría, por ejemplo, la contemplación de las salidas a hombros en uno y otro país. En Arles, sin ir más lejos, mientras descienden por las imponentes escaleras de acceso al Coliseo, izados a hombros, entre aclamaciones y respeto, un inmenso respeto que es a la vez agradecimiento.

Y, como no podía ser de otra forma, Arles y Esplá han acabado confluyendo. Si no en el ruedo (Luis Francisco tuvo más y mejores tardes en la vecina Nîmes) sí en otra de las facetas multidisciplinares del torero – lo de maestro se (mal) gastó de tanto usarlo- alicantino: la pintura.

Esplá, estando en activo, sacaba tiempo (uno diría que lo buscaba por pura necesidad) para pintar, no siempre con lo taurino como tema y también firmó carteles de toros (uno de ellos, el de la Feria de Nîmes de 1994, un tiovivo en que los caballitos lo son de picar, sobre ellos los picadores y alguaciles, un par de toreros hablan de sus cosas y un mono-sabio burlón reflexiona).

Y Arles le estaba esperando. La Goyesca de su Feria del Arroz lleva años en que distintos artistas franceses se ocupan de la cartelería y de la decoración especial del Coliseo. La corrida, esa tarde, es una acontecimiento sobre otro acontecimiento: coro, orquesta y el callejón , los burladeros, el ruedo, decorados para la ocasión pero, siempre, buscando la armonía, huyendo de la estridencia. Y a Arles, a su Coliseo, ha sido convocado Esplá para la Goyesca de 2016. Ha querido la casualidad, o no, que quien está al frente de la gestión de la plaza sea Juan Bautista, torero de Arles en activo. Un detalle a valorar.

Arles respira historia, cultura y toros por todos sus hermosos rincones. Su alcalde comunista- sí, del PCF- apoya sin remilgos la Fiesta y acude a la plaza cada tarde de toros y si la ocasión lo requiere, agita el pañuelo pidiendo la oreja. Arles fue fuente de inspiración de Van Gogh, allí pintó, entre otros “Los Girasoles” y en sus Ferias de Pascua y del Arroz( también en las tradicionales corridas camarguesas) el Coliseo y las calles se llenan de gentes, muchas llegadas de otros rincones de la Francia taurina, también de España (Cataluña, tan cerca, tan lejos) y la Fiesta lo es por todo lo alto y sin complejos, paellas incluidas.

Paella, mediterráneo, Arles, arte y toros. El conjuro perfecto, el reclamo necesario para que Esplá vuelva a firmar una faena magistral. El 10 de septiembre de 2016 es la fecha.

  Votar:  
Resultado: 5 puntos5 puntos5 puntos5 puntos5 puntos   11 Votos

Próximos eventosmás eventos
Desde Hasta
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic

Email: redaccion@burladero.tv Tel. Redacción: 911 412 917 ext. 1
Email: administracion@burladero.tv Tel. Administración: 911 412 917 ext.2 Fax: 91 141 21 33
Publicidad: publicidad@burladero.tv


Prohibida la reproducción y utilización, total o parcial, de los contenidos en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización,
incluyendo su mera reproducción y/o puesta a disposición con fines comerciales, directa o indirectamente lucrativos.