inicio
Paco March - 01/02/2016

Una de las clases de tequila es el "reposado", que envejece en barrica durante más tiempo y, así, se suaviza. Con lo ocurrido ayer en la plaza México he preferido "reposar" también un poquito antes de escribir sobre ello, aunque, la verdad sea dicha, el paso de las horas, la lectura de prensa, portales y redes sociales, han convertido el reposo en estado de excitación.

Resulta que ayer, para muchos, JT cometió delito de lesa tauromaquia. Resulta que, con JT, por JT, llegaron toros chicos, sin cornamenta, casta ni fuerza. Resulta que JT fue a por la pasta con la trampa como divisa. Resulta que las treinta y siete cornadas (ayer pudieron ser un par más) que asaetan su enjuta figura no son otra cosa que rasguños al afeitarse. Resulta que el que a su reclamo se llene hasta el reloj la mayor plaza del mundo no es otra cosa que márketing y fenómeno de fans. Resulta que JT cometió una afrenta contra México, el toreo, sus compañeros, el público y – faltaría más - contra la Tauromaquia…

Pero sucede que ayer, el único toreo lo puso JT. Sucede que en su primero hubo quietud y paciencia para tirar de embestidas que no eran. Sucede que su primero le tuvo a merced por dos veces, consecuencia de su sincera (sí, eso, no tramposa) entrega. Sucede que, en su segundo, hubo series de toreo en redondo, al natural y un trincherazo a la altura del mejor JT. Sucede que devolvieron a su tercero nada más aparecer por toriles porque sí y dejaron al infame sobrero para que la inquina más burda y el odio más cerril tuvieran coartada...

Pasó que lo que debía ser una tarde de gloria la convirtieron en infierno,  del que sólo dejaron escapar a su propio ángel, Adame. Pasó que por patrioterismo y afrenta, apagada la bronca a JT tras el quinto, la música y el coro atronaron con el pasodoble "Aguascalientes", hidrocálido Adame que venía a continuación.

Sí, a José Tomás, que casi deja su vida en Aguascalientes y que, ahora, pasa la mitad de ella allí, le restregaron que , de allí, sólo uno.

Y, claro, muchos , aquí y allí (o allí y aquí, que aún estoy allí, o sea, aquí) se frotan las manos, henchidos en su mezquindad.

De rosa vestía José Tomás... y el "dios de piedra de Galapagar" fue mortal

 

  Votar:  
Resultado: 4,7 puntos4,7 puntos4,7 puntos4,7 puntos4,7 puntos   23 Votos

Próximos eventosmás eventos
Desde Hasta
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic

Email: redaccion@burladero.tv Tel. Redacción: 911 412 917 ext. 1
Email: administracion@burladero.tv Tel. Administración: 911 412 917 ext.2 Fax: 91 141 21 33
Publicidad: publicidad@burladero.tv


Prohibida la reproducción y utilización, total o parcial, de los contenidos en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización,
incluyendo su mera reproducción y/o puesta a disposición con fines comerciales, directa o indirectamente lucrativos.