MÉXICO

La entrega de Francisco Martínez se impone en San Miguel Allende

Francisco Martínez cortó dos orejas en la última corrida del año celebrada en ruedos de México. El Payo y Fernando Robleño cosecharon un apéndice por coleta
miércoles, 01 de enero de 2020 09:44
miércoles, 01 de enero de 2020 09:44

Llegó la tradicional corrida de fin de año a la plaza de toros Oriente de San Miguel Allende ante una buena entrada en la que el torero de la tierra Francisco Martínez se impuso desorejando a su lote para pasear dos orejas y salir a hombros, también tocaron pelo Fernando Robleño y El Payo quienes cuajaron faenas con empaque y arte premiadas con una oreja respectivamente, en cuanto a la materia prima ganadera se lidió un muy buen encierro de San Fermín, nobles con clase y calidad en general.

“Feliz Año” de la ganadería de San Fermín abrió el festejo, un toro noble con clase al que saludó Fernando Robleño con algunas verónicas. El toro cumplió en el peto. Brindis al respetable por parte del madrileño para iniciar su faena de muleta con elegancia de las tablas a los medios, con empaque fueron las siguientes tandas por la derecha, por la izquierda con empaque y el temple llegaron al tendido los muletazos culminando con detalles con torería y una estocada hasta las cintas para cortar la primera oreja de la tarde. Palmas al toro en el arrastre. “Inolvidable” fue el segundo del lote de Robleño, un toro noble al que saludó el madrileño con verónicas templadas. Ya con la muleta una faena de más a menos con muletazos con gusto y temple pero el de San Fermín se apagó pronto, Robleño dejó una estocada en el segundo intento para recibir palmas.

“Hermano” se llamó el segundo de la tarde al que saludó El Payo con verónicas de buen gusto. El de San Fermín empujó fuerte en el peto en dos ocasiones. Ya con la muleta el queretano inteligentemente se llevó al astado a los medios para imponerse cuajando tandas con muletazos largos que llegaron al tendido, detalles de El Payo pero desafortunadamente la primera estocada no tuvo efecto por lo que lo intentó un par de veces más para ser aplaudido al igual que el toro en el arrastre. “Wereber” fue el quinto de la tarde un gran toro de San Fermín con clase y calidad con el que disfrutó El Payo a la verónica, ya con la muleta una faena artística, templada sobre todo por el derecho llegando al tendido. El Queretano estuvo en torero y al final una estocada un tanto desprendida pero suficiente para que cayera el de San Fermín, una oreja y palmas al toro en el arrastre.

“Patas Prietas” fue el tercero de la tarde un toro bravo con calidad para el torero de la tierra Francisco Martínez que saludó con algunos capotazos de tanteo, después un quite por chicuelinas bien ejecutado. Cubrió Martínez el tercio de banderillas con lucimiento. Brindó al respetable para iniciar su labor muleteril en tablas de rodillas cuajando los primeros muletazos que emocionaron, entrega y disposición fue la base de la faena que fue a más, culminó Francisco con bernardinas y una estocada en buen sitio en el segundo intento para cortar una oreja importante. “Pescau” se llamó el sexto, un toro noblón al que saludo Francisco Martínez con verónicas bien ejecutadas, lucio en banderillas el de la tierra que después brindó al luchador “Sin Cara” para después imponerse a un toro que fue de más a menos, aún así la actitud de Martínez fue superior y al final una estocada entera fue suficiente para cortar la oreja con la que aseguraba la puerta grande.



Ficha del festejo:

Plaza de toros Oriente de San Miguel Allende, Gto. Entrada: tres cuartos en tarde agradable. Toros de San Fermín, bien presentados y de buen juego en su conjunto, destacaron el 1º, 2º, 3º y 4º con nobleza y el 5º con clase.

Fernando Robleño, oreja y palmas

Octavio García “El Payo”, palmas y oreja

Francisco Martínez, oreja y oreja

 

Texto y Foto: Emilio Méndez

 

100%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Otras Noticias