MÉXICO

Un rotundo Juan Pablo y el poder de Ginés Marín triunfan con una gran corrida de Rancho Seco en León

domingo, 28 de enero de 2024 · 08:57

Media entrada registró el coso Monumental “La Luz”, en tarde de agradable clima, para la segunda corrida de la feria, en la que resultaron triunfadores los espadas Juan Pablo Sánchez y el español Ginés Marín, quienes cortaron tres y dos orejas, respectivamente, para salir en hombros, así como la dehesa de Rancho Seco al enviar un destacado encierro.

Se lidió pues un importante encierro de la ganadería tlaxcalteca de Rancho Seco, siendo bueno y con calidad el primero, también de buen juego el segundo, bravo y con trasmisión el tercero de arrastre lento, el cuarto tuvo calidad y se le aplaudió en el arrastre, al quinto se le dio arrastre lento por su calidad y bravura y, el sexto, siempre fue con la cabeza arriba.

En el toro que abrió plaza, llamado “Peletero”, que tuvo calidad, el aguascalentense Juan Pablo Sánchez veroniqueó con gusto y se hizo aplaudir en un quite por saltilleras. Con la muleta, ejecutó una sobresaliente faena por ambos pitones, haciendo el toreo largo y templado, con evidente profundidad, además de madurez, para, al final, dejar una estocada en buen sitio y así cortar una oreja.

El también acalitense Arturo Saldívar, a su primero, de buen juego, lo lanceó a la verónica con calidad. Tras el segundo tercio, el banderillero Jorge Delijorge se desmonteró. Con la sarga, Arturo se mostró dispuesto y entregado en una lucida labor con las dos manos, cerrando con ajustadas manoletinas. Mató al segundo viaje y se le ovacionó en el tercio.

El jerezano Ginés Marín, en su primero, “Cordobés”, bravo y con trasmisión, jugó bien los brazos en lances a la verónica que le fueron jaleadas y de igual manera se hizo aplaudir en un ceñido quite por gaoneras. Buena vara del piquero Alfredo Ruiz “El Miura” y, luego del segundo tercio, se destacó el subalterno Héctor García. Con la pañosa, Ginés le puso actitud empezando de rodillas con la mano diestra y emocionando al público y, ya de pie, aprovechó bien las condiciones del astado que, no era tan simple, lo entendió entonces hasta cuajarle una faena importante, plena de técnica y poder. Terminó de estocada algo tendida, el toro tardó en doblar y al final se le otorgó una merecida oreja tras un aviso y arrastre lento al ejemplar de Rancho Seco.

 

 

Juan Pablo a su segundo, “Economista”, que evidenció calidad en su embestida, le aplicó un bonito ramillete de verónicas. Con la franela, se dejó ver más que dispuesto para estructurar un trasteo relevante por los dos perfiles. Hizo el toreo de hinojos y, de pie, se gustó por el derecho, abrochando todo con manoletinas ajustadas las últimas de rodillas. Concluyó de estocada, de buena colocación, para hacerse de dos apéndices y al astado aplaudírsele en el arrastre.

En su segundo, “Zapatito”, de mucha bravura y calidad en su juego, Saldívar disfrutó el toreo a la verónica. Con la tela escarlata, inició agarrado de las tablas por alto para luego ligar buenas series y, en los medios, continuar con dos cambiados por la espalda y el de pecho, engarzando después una faena significativa, llena de entrega, destacando adornos como arrucinas y más cambiados por la espalda, además de una profundidad expuesta por el pitón derecho, lo mismo que por naturales. Acabó con manoletinas y terminó de estocada, que no fue de efectos inmediatos, utilizó el descabello y se le ovacionó el tercio en tanto que al toro se le dio arrastre lento.

Y en el ejemplar que cerró el festejo, “Centenario” de nombre, que siempre iba con la cabeza arriba, Ginés lo capoteó con oficio. Un emotivo brindis a su mozo de espadas. Su quehacer muleteril fue de mucha disposición y con ganas de agradar, tuvo la paciencia suficiente para imponerse a un toro nada fácil. Le logró dar entonces pases de relevancia y a media altura, de mucho talento y concluyó de atinada estocada para obtener una oreja.

Al finalizar la función, tanto Juan Pablo Sánchez como el ibérico Ginés Marín fueron paseados en hombros.

 

León, Guanajuato. Evento: Segunda corrida de toros de la feria. Monumental “La Luz”, media entrada en tarde de agradable clima. Se lidió un importante encierro de Rancho Seco, siendo bueno y con calidad el primero, también de buen juego el segundo, bravo y con trasmisión el tercero de arrastre lento, el cuarto tuvo calidad y se le aplaudió en el arrastre, al quinto se le dio arrastre lento por su calidad y bravura y, el sexto, siempre fue con la cabeza arriba.

Ficha del festejo:

Juan Pablo Sánchez, oreja y dos orejas

Arturo Saldívar, al tercio y al tercio tras un aviso

El jerezano Ginés Marín, oreja tras un aviso y oreja

Incidencias: Al final, Juan Pablo y Ginés fueron izados en hombros.

 

Más de