NIMES

Puerta de los Cónsules para una gran Juan Leal

Tres orejas para el francés, Finito bronca y vuelta al ruedo; Urdiales sin suerte
domingo, 13 de junio de 2021 · 17:57

La miniferia de Pentecostés en Nîmes, que ha tenido un claro acento francés en cuanto a resultados artísticos, ha bajado hoy el telón con la lidia de un encierro de FienteYmbro de buen juego en líneas generales.

Juan Leal sumó tres apéndices lo que le hizo acreedor a salir por la puerta de los Cónsules, no sin alguna protesta. De vacío se fueron tanto Finito de Córdoba, que pese dejar buenos detalles a lo largo de la tarde recibió una sonora bronca tras escuchar los tres avisos en el primer toro de una tarde que se alargó hasta tres horas. Urdiales, por su parte, sin demasiada fortuna se fue de vacío.

Juan Serrano "Finito de Córdoba" saludó por verónicas al toro que abrió plaza rematando con dos medias, una por cada uno de los pitones. Cuando ya muleta en mano el torero se disponía a dar los primeros muletazos de tanteo el animal dio una vuelta de campana. Pese a ello el toro se fue viniendo arriba y el torero consiguió encargarle en los medios algunos naturales de muy largo trazo. Basada su faena en el pitón izquierdo, Finito siempre ha hablándole al toro consiguió también torear en redondo con temple y cadenciosidad. Se pasó de faena y a la hora de la verdad el toro no le ayudó nada. Fueron cuatro pinchazos sin hundir el acero en el morillo, y otra media docena de golpes fallidos con la cruceta hasta llegar a escuchar los tres fatídicos avisos. Bronca tras tres avisos.

Habían transcurrido cincuenta y cinco minutos desde que se iniciara el festejo cuando saltó al ruedo el primero del lote de Diego Urdiales que comenzó con unos doblones su trasteo. La poco clara embestida de la res, buscaba siempre las zapatillas del torero hizo que este no terminase de encontrarse a gusto. Pese a todo lo intentó pundonorosamente hasta que terminó por por desistir tras haber conseguido justificarse. Mato de pinchazo hondo y descabello. Saludos tras un aviso.

Juan Leal, que antes se había lucido en un quite por gaoneras al segundo de la tarde, comenzó se rodillas su faena de muleta en el mismo centro del ruedo y con un par de pases cambiados. Siguió de rodillas toreando en redondo para seguir haciéndolo luego con gran ligazón y temple una vez ya en pie. Era este un toro importante y así lo vio el torero que continuó toreando al natural, momento en el que fue prendido afortunadamente sin consecuencias. Lejos de venirse abajo Leal optó por darse un arrimón entre los pitones de la res que en más de una ocasión quedaron a muy escasos centímetros de sus pantorrillas. Faena de valor y entrega rematada con una espectacular estocada de rapidísimo efecto. Oreja.

Al hilo de las tablas comenzó su faena al cuarto Finito, dibujando ya en los medios algunas tandas muletazos diestros de mano muy baja y bellísima ejecución. Torero artista donde los haya, imprimió a sus naturales, algunos de ellos ayudados, ese gusto y ese sabor a buen toreo, que fue yendo a más a lo largo de su actuación que culminó con una serie de ralentizado naturales. Esta vez consiguió terminar con el morlaco de una estocada entera casi arriba y dos descabello. Vuelta tras un aviso.

El quinto que dio una vuelta de campana cuando salía de su primer encuentro con el del castoreño, fue un toro codicioso y repetidor, aunque falto de transmisión. Labor aseada de Urdiales no consiguió tomar vuelo por falta de acoplamiento entre toro y torero. Dejó en todo lo alto una estocada entera algo delantera que hizo su efecto con prontitud. Palmas.

Buen saludo por verónicas de Leal, echando siempre la pierna "alante", rematado en los medios con una revolera. Comenzó su labor muleteril de nuevo de rodillas en los medios, haciéndolo esta vez por naturales. Siguieron tres excelentes tandas en redondo a un toro que metía muy bien la cara. Toreo luego al natural sin que el diapasón bajase en su intensidad, instrumentando pases de pecho de pitones a rabo, para de sembrar en un derroche de valor, con ambas rodillas en tierra, temerarios desplantes y airosa salida de la cara del toro. Mató de una estocada entera desprendida de efecto fulminante. Dos orejas.

Ficha del festejo:

Plaza de toros de Nimes.- Toros de Fuente Ymbro para la segunda de Pentecostés en Nimes para Finito de Córdoba, Diego Urdiales y Juan Leal.

Finito de Córdoba, bronca tras tres avisos y vuelta tras aviso

Diego Urdiales, saludos tras aviso y palmas

Juan Leal, oreja y dos orejas

 

Galería de fotos

Noticias Relacionadas

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia