JUAN CARLOS MESA

Encuentros más allá de la tercera fase

lunes, 8 de junio de 2020 · 09:05

Nos acercamos a pasos agigantados hacia la llamada "nueva normalidad" que sin duda tendrá mucho de improvisada y nada de normalidad, en lo que nos atañe, los toros, como espectáculo al aire libre, la limitación anunciada ayer por el BOE nos encamina a un aforo de las plazas cercano a la mitad con un máximo de 800 espectadores. Queda esperar el alumbramiento del Real Decreto que anunció el presidente del Gobierno el pasado miércoles en Las Cortes, el cual debe dar forma a esa encuentro de los españoles más allá de la tercera fase. Pero vistos los antecedentes me temo que todo serán trabas para el sector, menos mimado que otras artes escénicas como el cine o el teatro. Somos Cultura, sí, pero tirando más a patito feo que a exuberante cisne.

Queda por ver el margen de maniobra que tendrán las Comunidades Autónomas en cuanto a competencias, la predisposición anunciada por muchas de ellas es total, léase Extremadura, Andalucía o Castilla La Mancha. En Francia, las grandes plazas con ferias en septiembre empiezan a desperezarse y estudiar la posibilidad de celebrar la vendimia en Nimes o la feria del arroz en Arles. El ministro Rodríguez Uribes ha insistido una y otra vez en que la pelota está en el tejado de las Autonomías, que no vaya el sector a montar alboroto a las puertas del Ministerio, que bastante tienen ya con los charcos propios. Veremos.

Mientras el sector anda "enfurruñao" en sí mismo, más allá de la preocupación lógica por la que se avecina. Que si reducimos las cuadrillas porque no salían antes las cuentas y menos que van a salir, un run run que ya existía pero al que nadie daba voz en épocas de bonanza, que si picadores y banderilleros son ignorados por el Servicio Público de Empleo como si cada tarde además de la vida no se jugaran el porvenir económico, hasta el punto que la Fundación del Toro de Lidia ha entrado en guerra con la artillería pesada, que si las figuras tienen que apretarse los machos, otro run run tradicional, que si los medios callamos y no denunciamos lo que sucede... ya saben, a río revuelto ganancia de pescadores y más de uno ha aprovechado la ocasión para moverle la silla al vecino. Una pena, quizá era el momento de remar juntos, porque desde fuera disparan con saña.

Da igual que seamos en la plaza 400, 800 o 1500, la cuestión va a ser que nos encontremos los unos a los otros y decidamos cómo sacar esto adelante, hacerlo sin reproches.

 

5
3
0%
Satisfacción
50%
Esperanza
33%
Bronca
0%
Tristeza
16%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Otras Noticias